Quién es Quién

Comercio y Distribución

La venta ‘on-line’ ha llegado para quedarse

La venta ‘on-line’ ha llegado para quedarse

En los últimos años, el sector comercial malagueño ha demostrado tener una gran fortaleza. Numerosas marcas nacionales e internacionales han aterrizado en la provincia, tanto en comercios a pie de calle como en centros comerciales. Tras la crisis del coronavirus, el sector comienza a recuperarse de un parón que ha cambiado la forma de comprar: el mundo ‘on line’ ha llegado para quedarse. Por ello, los negocios, especialmente los de carácter local, tienen un gran reto por delante: potenciar su marca digital para convertirse en un referente dentro del sector. El comercio de ‘proximidad’ creció considerablemente durante el confinamiento, apostando por una atención cercana y personalizada junto a nuevos métodos de venta, como envíos a domicilio o compra a través de redes sociales. Aunque la recuperación es lenta en el ámbito local, los datos del comercio exterior en febrero dejaban cifras muy alentadoras. Según datos facilitados por la Agencia Andaluza de Promoción Exterior-Extenda, Málaga ha sido la provincia andaluza en la que más han crecido las exportaciones, con un 25,3% respecto a febrero de 2019 hasta los 224 millones de euros (8,7% del total), con lo que suma en el acumulado del año (Enero-Febrero) una factura exportadora de 458 millones, un 25% más que en lo dos primeros meses de 2019. Las exportaciones de Andalucía alcanzaron el pasado mes de febrero los 2.569 millones de euros, su segunda mejor cifra histórica para dicho mes.

 

Larios Centro, un lugar para disfrutar y vivir experiencias increíbles

Jesús María Condón Jordá, Gerente de Centro Comercial Larios Centro

El último año ha supuesto un cambio importante para Larios Centro ya que, tras más de veinte años formando parte de Málaga, el centro ha evolucionado con la ciudad tras el proceso de reforma integral en el que se han invertido más de 28 millones de euros, convirtiéndose así en un espacio más moderno y tecnológico, capaz de dar respuesta a las nuevas tendencias de consumo, así como a las necesidades de los usuarios. Un lugar a la altura de una ciudad de futuro con gran potencial como es Málaga, posicionada entre uno de los destinos preferidos por los turistas a la vez que se sitúa entre las ciudades con la mejor calidad de vida de nuestro país.  Tras este proceso de renovación, Larios Centro no ha cesado de incorporar mejoras y novedades para sus clientes, ampliando su oferta comercial con nuevas marcas como H&M, JD Sports, Levi´s, Worten o Xiaomi, ampliando tiendas como Zara y Primark (ésta última se ha convertido en la tienda más grande de Andalucía y la segunda más grande en España de la marca) y creando toda una nueva zona dedicada a restauración, Sabores, sin olvidar la creación de nuevos puestos de trabajo.  También hemos trabajado para ofrecer a nuestros visitantes espacios más amplios y confortables, incorporando nuevos servicios gratuitos como las plazas de parking para vehículos eléctricos, sala de lactancia, áreas de descanso… y creando una experiencia digital puntera con la incorporación de una potente red wifi, la incorporación de directorios digitales, la creación de una aplicación que se adapta a los intereses de los usuarios y la atención al cliente a través de WhatsApp además de los canales sociales que ya veníamos ofreciendo. Ante el contexto que estamos viviendo en los últimos meses, en Larios Centro nos hemos volcado además en garantizar y maximizar la seguridad en la experiencia de compra de nuestros clientes, para ello hemos implementado un amplio plan de medidas de seguridad e higiene, que han sido certificadas por el sello de buenas prácticas de AENOR y que muestran nuestro compromiso. En este sentido se han instalado sistemas de desinfección para higienizar y purificar el aire en espacios cerrados y zonas de mayor accesibilidad, en las escaleras contamos con tecnología de iluminación LED UVC además de un dispositivo Ultra UV de higienización que irradia luz UVC en los pasamanos y en ascensores disponemos de kits de desinfección para que los usuarios respiren un aire más purificado y lámparas UV que dañan el material genético de bacterias y virus. En un momento en el que las emociones han sido claves más que nunca, nos hemos volcado de lleno con la ciudad y con la complicada situación por la que están pasando muchos de sus ciudadanos y hemos desarrollado también un plan de medidas de responsabilidad social corporativa que permita ayudar a los colectivos más desfavorecidos. 

 

La nueva realidad de los centros comerciales: experiencias diferenciadoras

Leonardo Galdeano Peñuela, Gerente Centro Comercial El Ingenio

Desde que el Emperador Trajano en el siglo II creó el primer centro comercial de la historia, el Mercado de Trajano, pasando por los bazares de oriente medio hasta la actualidad, los centros comerciales han estado en continua evolución a lo largo de la historia. Éstos conviven en una sociedad cambiante, en la que los hábitos de vida y consumo van evolucionando con el paso del tiempo. Los centros comerciales son un sector dinámico en el que se han producido significativas transformaciones en las últimas décadas, marcadas por los constantes cambios en los estilos de vida y hábitos de consumo, fundamentalmente por el uso de las nuevas tecnologías.  Existen dos factores que resultan fundamentales para entender el contexto actual del comercio: la velocidad a la que se producen los cambios y la conectividad. El consumidor actual está conectado, es móvil y además social: comparte experiencias, opiniones y compras en red que no puede ser ajeno para las empresas que han de enfrentarse al reto de satisfacer a una clientela altamente exigente e informada. Todo ello se ha visto agravado a raíz de la pandemia del Covid-19, representando un escenario socioeconómico hasta ahora desconocido y que ha supuesto un auténtico desafío para nuestra sociedad, por lo que ahora más que nunca es cuando debemos ofrecer el mejor servicio y unas instalaciones que hagan a nuestros clientes sentirse cómodos y seguros, crear una autentica conexión entre la seguridad y la emoción.  Los centros comerciales tienen que afrontar esta nueva realidad del mercado ofreciendo experiencias diferenciadoras, digitalización en sus procesos y un entorno que transmita confianza. Para su supervivencia tienen que seducir al consumidor, convirtiéndose en puntos de encuentro donde poder socializar, todo ello acompañado de una amplia oferta de ocio, restauración  y por supuesto servicios adaptados a los nuevos gustos y que hagan hincapié en la limpieza y seguridad, con la tecnología al servicio del cliente.  El proceso de compra comienza mucho antes de que el consumidor acuda al centro comercial, pues las nuevas tecnologías y nuevas generaciones de consumidores han dinamitado la barrera del online y el offline. Un nuevo consumidor, que busca ‘valores experienciales’, y no solo comprar; que prefiere la comodidad y no solo muchas tiendas; la sostenibilidad, a los bajos precios, y la personalización, a la estandarización. La apuesta por la omnicanalidad supone el futuro del sector, en un mundo en que las tiendas físicas quedarán cada vez más relegadas a la creación de experiencias y a mostrar el espíritu y valores de marca. El gran desafío para las marcas en relación a la tecnología será conseguir optimizar la interacción marca-cliente que proporcionan los dispositivos móviles, así como entender las preferencias del cliente y tratar de personalizar la experiencia de compra.